¿Más beneficios que el de la póliza? Sí, se puede

El siguiente post es presentado por Seguros LAFISE

No debería ser una sorpresa que venga de nuevo a hablar de seguros. ¿Y saben por qué insisto tanto? Porque no tienen IDEA de cuánto en realidad les puede beneficiar una póliza, bien escogida y bien pensada en sus propias necesidades: un seguro es como un paracaídas financiero, que quizá no vayás a ver, pero que va a ser imprescindible si algo malo te pasa.

Sé que esto de los seguros les sigue pareciendo a muchos un “gasto innecesario”. Y aquí voy de nuevo: GRAVE ERROR pensar así. Como les decía en uno de mis post anteriores, el hecho de que muchos estemos en “modo ahorro” por la situación actual, no significa que debamos dejar ir una inversión que va a protegerme a mí, a mi familia y mis bienes.

¿Por qué?

El beneficio es mayor que el gasto

En esa ocasión, les hacía un recuento de algunos de los beneficios a corto y largo plazo, de comprar y/o mantener los distintos tipos de seguros, porque no podemos encerrarnos en una burbuja y esperar que nada malo nos va a pasar.

Los riesgos están latentes en cada momento de nuestra vida y durante nuestras actividades diarias, por lo tanto, lo más lógico es invertir en una póliza que nos permita proteger nuestro patrimonio, nuestra salud e incluso nuestra vida y la de nuestra familia. De esta forma podemos convertir a los “imprevistos” en “previstos” y estar preparados para lo que venga.

  • Tu carro: ¿Correrás el riesgo de perder ese carrito por el que con tanto esfuerzo trabajaste? Porque lo más probable es que, si no contás con una póliza de daños propios para el carro, veás perdido tu sueño de tener un medio de transporte o que debás pasar un buen tiempo ahorrando -o peor aún, endeudado- para poder pagar su reparación. Ahí radica la importancia de invertir en un buen seguro de automóvil.
  • Tu casa: Una vez lográs el propósito de tener tu casa propia, debés cuidarla y tratar de mantenerla en óptimas condiciones. Y no solo eso, sino prever lo que pueda afectarla con riesgos como: un temblor, un incendio, una inundación, un robo… ¿Estás preparado para algo así? La mejor manera de protegerte ante esto es contar con una póliza que proteja tu vivienda, con coberturas tanto para el inmueble como para tus bienes.
  • Tu vida: ¿Qué pasaría si te pasa algo a vos? Sí ¿A vos que sos el sostén de tu familia? ¿Qué pasaría si tenés un accidente que te deje incapacitado de forma permanente? ¿Quién va a velar por el futuro de tus hijos/as? Si tus respuestas a todas estas preguntas son “no sé”, aquí te tengo la respuesta: La compra de un seguro de vida garantizará un monto fijo que tu familia recibirá como beneficiaria.

¿Y qué tal si te digo que eso no es todo?

Como siempre estoy buscando nuevas formas en las que se pueda ahorrar, para compartirlas con mis lectores y que les puedan sacar provecho, aquí les va esto: Recientemente me enteré de un programa de beneficios adicionales a los, digamos “normales” que tienen las pólizas de Seguros LAFISE. Y es que, al tener al menos un seguro con ellos -de cualquier tipo o monto- podés acceder a descuentos y promociones en al menos 30 diferentes comercios.

El programa se llama Beneficios Seguros e incluye distintas áreas como salud, hogar, gastronomía, vestimenta, vehículos, estética, entretenimiento, tecnología y seguridad. Lo mejor de todo es que no tenés que gestionar membresías especiales ni nada por el estilo. Basta con presentar el carné de tu póliza para que podás hacer efectivos los descuentos.

Esto, sin duda, es una forma de “sacarle el jugo” a tu póliza de seguro, pues no tendrás que usarla una sola vez para que te den los descuentos o aplicar a las promociones vigentes, simplemente tenés que adquirir tu seguro y listo. Un ahorro que no te caería mal en tu presupuesto mensual. ¿Cierto?

Y hablando de presupuesto recordá: cada que vayas a comprar, debés pensar primero en el costo-beneficio y, sobre todo, en tomar decisiones financieras informadas. La ventaja de estos descuentos es doble, porque los obtenés simplemente con tener tu póliza, lo cual es un beneficio de por sí, MAYÚSCULO. Pero pensemos siempre a conciencia antes de todo gasto y repitamos lo que siempre les digo: ¿Lo quiero o lo necesito? De esta forma podrás hacer tus compras inteligentemente y, como dije, ahorrar en el camino.

Si querés más información sobre el programa podés entrar aquí y obtener los descuentos.

¿Y vos? ¿Ya estás listo para ir por tus descuentos? ¿Qué otros beneficios creés que tiene tener una póliza? Contame todo en los comentarios, estoy ansiosa por leerte.

Comentarios