7 características de las personas libres de deudas

 

El siguiente post es patrocinado por Banco Lafise:

Si hay algo que he aprendido en estos más de 3 años blogueando sobre finanzas personales es que la mayoría de los latinos tienen deudas y que tenerlas no los deja vivir tranquilos.

¿Por qué será que hay personas que logran vivir sus vidas bajo un completo control financiero, mientras hay otras que viven tratando de salir de deudas… sin importar cuánto ganen?

La libertad financiera puede ser alcanzada por cualquiera –sí, vos también lo podés lograr-, independientemente de su nivel de ingresos, puesto que libertad financiera no es ganar mucho más que los demás, sino sentir que con lo que tengo puedo vivir tranquilo y eso más que ingresos altos, requiere una buena administración y control.

Entonces, ¿qué es lo que separa a la persona financieramente libre de la financieramente caótica? ¿Cómo es que hay familias que con salarios mensuales de C$12,000 córdobas viven sin deudas, y otras con salarios mensuales de $10,000 dólares viven ahogadas en deudas?

La realidad es que no hay una única característica que determine quién va a poder manejar bien sus finanzas y quién no. Yo he encontrado que las personas con ingresos modestos que saben manejar bien su dinero, tienen una combinación de múltiples características. Aquí 7 de las principales.

  1. Son orientadas al detalle

Saben exactamente cuánto ganan y llevan un control detallado de cuánto y en qué gastan cada centavo. Es debido a que tienen un buen control sobre sus finanzas personales, que son menos propensos a comprar algo que no pueden comprar.

  1. Saben que las deudas son un peso para el futuro

La deuda es una forma de servidumbre donde terminamos sacrificando nuestros ingresos futuros a cambio de una gratificación instantánea. La gente financieramente inteligente entiende que al adquirir una, tendrán que reorganizar su vida y sus gastos para poder pagar.

  1. No son adictos a las compras ni materialistas

Sí, la compra de bienes caros y otros juguetes puede hacer la vida más lujosa, pero ¿a qué costo? Las personas que no tienen deudas, comprenden esto y es por eso que tienden a llevar vidas más simples, enfocadas en la familia y la profesión, más que en los bienes materiales.

  1. Son pacientes

Los que viven libres de deudas no llegaron a este punto siendo compradores compulsivos, ni buscando la gratificación instantánea. Si comprar algo en este momento no es posible, entonces ahorran y esperan a tenerlo.

  1. Confían en ellos mismos

Las personas con libertad financiera no permiten que su valor personas esté determinado por sus posesiones. Entienden que su estatus en la vida se transmite con mayor precisión por la auto-confianza, y no por pantallas dudosamente de riqueza.

  1. Reconocen que la tarjeta de crédito es un arma de doble filo

Ni las adoran ni las satanizan. Estas personas están conscientes que todo dependerá del uso que se le de: al final, son una herramienta y así como te pueden traer grandes beneficios (puntos, millas, descuentos, facilidad de pago, etc.), pueden dejarte con grandes deudas si no las pagás en su totalidad, en la fecha que corresponde.

  1. Creen en las responsabilidades

Se niegan a poner excusas en su vida y saben que es su responsabilidad tener fondos para las emergencias, como una pérdida de empleo, enfermedad o accidente. Son personas que entienden que vivir dentro de sus posibilidades es el paso #1 para asegurarse que puedan controlar su destino.

Por supuesto, como mencioné al comienzo, esta lista no es única ni exhaustiva, pero entre mayor cantidades de estas características tengás, más probable es que seás capaz de llevar una vida libre de deudas.

¿Y vos? ¿Tenés deudas? ¿Cuáles de estas características poseés? ¿Qué otras características tenés que te han ayudado a permanecer libre de deudas?

Comentarios