Consejos financieros de mujeres para mujeres

Cualquier independencia comienza con la financiera. Un buen manejo del dinero es importante para las personas, pero para las mujeres es no negociable.

En el pasado, por allá de los 50´s, eran los hombres quienes tomaban todas las decisiones financieras del hogar y muchas veces la esposa no sabía ni cuánto ganaba y debía o qué activos e inversiones tenía.

Viviendo en esas circunstancias, cuando el esposo fallecía (la edad promedio en que una mujer enviuda es 56 años), las mujeres repentinamente quedaban en el aire y no tenían ni idea de cómo manejar las finanzas del hogar.

Poco a poco y con cada vez más mujeres en el mundo laboral, esto ha ido cambiando. Pero aún falta mucho por hacer para lograr que las mujeres estemos 100% empoderadas de nuestro dinero y que agarremos el sartén por el mango de nuestras finanzas.

Hoy, que celebramos el día Internacional de la mujer y la lucha que tenemos por una mayor participación en todos los ámbitos e igualdad de oportunidades en la sociedad, te traigo excelentes consejos de mujeres para mujeres.

Y es que muchas veces sentimos que son otras mujeres nuestras peores enemigas. Con el tiempo ha ido cambiando, sí, pero falta crear conciencia sobre el apoyo y la sororidad que tanto necesitamos.

Así que yo le pedí a estas 3 grandes mujeres, 2 de ellas expertas en finanzas personales y una de ellas experta en emprendimiento, que nos dieran sus mejores consejos para otras mujeres.

Esto me dijeron.

Consejos financieros de mujeres para mujeres

Meralis Morales:

Mi gran amiga puertoriqueña y a quien tuve el gustazo de conocer en el FinCon17.

Ella dice:

Las mujeres latinas a través del tiempo hemos demostrado lo fuerte e imparables que somos cuando nos proponemos algo y en las finanzas no ha sido la excepción.

Nos encontramos en una época que no nos podemos limitar a nuestro entorno y debemos ver más allá de lo que nuestros ojos están viendo actualmente. Cuando logramos vernos dónde realmente queremos estar, debemos comenzar con organizar nuestra vida financiera.

En ocasiones he tenido la experiencia que este tema no se quiere tomar en cuenta o no se le da la importancia que tiene, porque queremos que otros se encarguen de esta responsabilidad tan grande. Organizar nuestras finanzas o conocer nuestro comportamiento con el dinero puede ser bien sencillo.

No quiero que te compliques con fórmulas que no entiendes, comienza a observar qué es lo que tienes, para dónde vas y cómo lo vas a hacer.

Nuestras metas financieras deben estar claras para saber hacia dónde nos vamos a dirigir.

Luego que determines la meta financiera que quieras lograr, comienza con estos pasos sencillos:

  1. Monitorea tus gastos- anota los gastos diarios que tengas y observa tu comportamiento hacia el dinero. Cómo lo ganas y cómo lo gastas, esta información te servirá de guía, para hacer los ajustes que tengas que hacer.
  2. Con el monitoreo de gastos, vas a poder identificar esos gastos pequeños que hacen daño a tu vida financiera y trátalos de minimizar a tal punto que los puedas eliminar.
  3. Cuando realices estos primeros dos pasos, vas a poder utilizar ese dinero para comenzar tu emprendimiento, saldar alguna deuda que tengas, ahorrar para el futuro, lograr estudiar aquello que tanto anhelas, y mucho más.

El compromiso que tengas contigo misma, te hará tomar acción para lograr lo que te propongas, así que concéntrate en caminar hacia la meta, pues no es la velocidad en la que vayas, será la consistencia en cumplirla.

Podés seguir acá su cuenta de Instagram.

Jennifer Hemphill:

¿Ya podés adivinar dónde la conocí? Sí, en el FinCo17, jaja. Jennifer es una súper mujer. Mitad colombiana, mitad americana. Autora del libro y podcast “Her money matters”, y “su dinero importa” en español, donde tuve el honor de ser invitada el año pasado.

Ella dice:

Consejo # 1: Celebre los “money wins”, o sea cosas que hiciste bien con el dinero. Esto puede ser que has estado ahorrando en la cuenta de ahorros 3 meses sin fallar. O que tuviste una conversación sobre el dinero con tu pareja y no resultó en una pelea. O que al fin te sentaste a mirar los gastos bien por primera vez. Celebrando los “money wins” aumenta la confianza automáticamente y esto nos ayuda a ser consistentes con el plan.

Consejo # 2: Es importante ser flexible y tener paciencia con el presupuesto. No se puede crear un presupuesto y pensar que uno ya acabó la tarea. La vida siempre nos trae cosas distintas para enfrentar y en esas ocasiones hay que ser flexible y hacer los cambios necesarios.

Consejo # 3:Cuando ahorres dinero en las compras, asegurate de hacer algo con los ahorros. Si no haces nada, garantizo que esos ahorros van a desaparecer. ¿Tomarás los ahorros y los depositarás en la cuenta de ahorros o los pondrás a trabajar en otra meta financiera?

Podés seguir acá su cuenta de Instagram

Sara Lila Cordero:

Finalmente, más en el tema del emprendimiento y menos de las finanzas personales, la mayor referencia en Nicaragua sobre este tema es, por supuesto, Sara Lila de La Fábrica.

Tengo el honor, no solo de llamarla mi amiga, sino también de haber compartido charlas y talleres en múltiples ocasiones con ella. Ella dice:

1. Pesar en grande. No solamente desarrollen ideas de negocios para sobrevivir la crisis o solamente pensando en pagarte un salario para cubrir los gastos fijos de tu casa. Es importante pensar en eso al inicio, pero también debemos de pensar negocios más allá de la crisis. Si bien la crisis nos hace innovar, también nos puede zesgar y estresarnos al punto que nos quedemos estancados.

2. Pensar en ganar. Este va con el consejo anterior. Crecer no necesariamente va ligado a aumentar las ganancias, debería pero no.  Ojo con esto. Pensar en grande y crecer el negocio no es suficiente. Es necesario planificar y generar ganancias de la mano con el crecimiento. Yo puedo tener una tienda en línea de ropa para el gimnasio en Managua, con la meta de vender en toda Nicaragua. Al ampliar mis ventas generaré más ingresos, pero no necesariamente significa que tendré más ganancias que antes (porque también aumentan mis gastos). El mensaje aquí es pensar en grande siempre cuidando tus ganancias.

3. Pensar en llevar afuera tu producto o servicio. El mercado nicaraguense están más conservador con sus ingresos debido a la situación y es entendible. Por lo que vender algo solamente a consumidores locales es arriesgado. Aquí te invito a pensar «¿Lo que hago aquí se puede vender fuera? ¿Dónde tengo contactos fuera de Nicaragua? ¿Cómo podría hacer para vender en este país? ¿Cómo podría hacer llegar mi producto o servicio?».

4. Ser personas autodidactas, las  crisis son momentos importantes para aprender. Ahora la tecnología nos permite volvernos expertos sin necesidad de hacer maestrías o cursos de dos años (no me malinterpreten, no estoy en contra de las maestrías y el sistema educativo tradicional, si ese fuera el caso no hubiera estudiado una), a lo que me refiero es que si queremos aprender de x o y tema, no necesitamos invertir mucho dinero (tiempo sí), lo podemos hacer leyendo libros, artículos o viendo videos en línea. Investiguen, sean curiosos, aprendan, siempre es buen momento para hacerlo pero ahora mas que nunca.

5. Tengan plan B y C. Creo importante no solamente pensar una sola opción, pensar en diferentes escenarios da tranquilidad. Si no funciona A, no pasa nada, probamos con B, sino funciona B, probamos con C. En este caso recomiendo filtrar las ideas y ordenarlas acorde 4 diferentes indicadores:

1. El potencial de generar utilidades.

2. Las ganas y entusiasmo que me genera la idea.

3. La inversión si es muy arriesgada o no (alta o baja, versus el potencial)

4. Si tengo la capacidad de ejecución (conocimiento, contactos, experiencia, etc).

Y aunque los de arriba son de por sí excelentes consejos, yo no podía dejar de dar mi consejito financiero para mujeres.

Además de todoooo lo que ellas ya mencionaron, que me parece súper importante y atinado, yo diré algo simple: ¡no tengamos miedo de invertir, de arriesgarnos, de lanzarnos de ese avión con un paracaídas!

En estos 7 años dedicándome a las finanzas personales y conociendo a tantas mujeres, he aprendido que muchas de nosotras sufrimos de parálisis por análisis al momento de invertir y/o emprender. Creo que los primeros pasos como presupuestar, recortar gastos y salir de deudas los tenemos bastante dominados, pero ese último gran paso que nos puede llevar a multiplicar nuestro dinero aun nos da miedo.

Así que, ¡adelante! ¡Atravete a hacer eso que tanto te quita el sueño!

¿Y vos? ¿Cuáles de estas recomendaciones ya hacés? ¿Qué otros consejos financieros y no-financieros te gustaría aportar para otras mujeres?

Comentarios